El Network Marketing también es conocido por el nombre de marketing multinivel. Este tipo de negocio surgió a finales de los años 40 en los Estados Unidos, concretamente en California de la mano de una empresa de productos de alimentación y nutrición.

En este tipo de negocios, los clientes pueden convertirse también en vendedores, por lo que se crea una especie de red de distribuidores en la que estos mismos pueden añadir nuevos miembros a la red. Este tipo de negocio ha gozado de mala fama por regla general, ya que se han producido varias estafas en las que el negocio era propiamente el reclutamiento de personas y la cuota inicial que debían pagar para poder formar parte del negocio y no el propio producto o servicio que se vendía. Hay muchos casos conocidos que terminaron en catástrofe.

También es cierto que hay otros negocios que funcionan con este modelo desde hace años y siguen en marcha. Algunos expertos afirman que tiene muchas bondades como por ejemplo:

  • Para muchas personas existe una barrera de entrada en el mundo de los negocios y es el no tener la oportunidad de probar si les irá bien o no. Si eliges una empresa de este tipo que ya lleva tiempo operando, puedes fijarte en casos de otras personas que hayan salido bien y ver si realmente puede merecer la pena para ti.
  • En este tipo de negocio no existen los limites, tienes que trabajar todo lo duro que puedas para vender más y estar en una parte lo más alta posible del organigrama para beneficiarte de las comisiones que vengan de las personas que tu agregaste a la red.
  • Si la marca que eliges tiene reconocimiento mundial, te va a ser mucho más fácil realizar las ventas, ya que estará en el subconsciente colectivo de los clientes. También puedes establecer el negocio en varios puntos del mapa sin tener que moverte de tu ubicación, o por el contrario si lo prefieres, puedes llevar el negocio independientemente del lugar del mundo donde te encuentres.
  • Es un modelo parecido a una franquicia, pero la inversión es mucho más baja en cualquier caso, por lo que tienes más posibilidades de acceder si tus recursos son escasos.
  • Es cierto que todas las operaciones que se hacen están amparadas bajo una estructura empresarial, pero en realidad el trabajo es autónomo y no tienes jefe, tu mismo eres el que tienes que marcar horarios y rendirte cuentas. De ti depende si quieres dedicar más tiempo para intentar ganar más dinero o en que momento prefieres aflojar el ritmo porque ya vives como quieres.
  • Otra cosa positiva es que no hay horarios, al hilo de lo que hablábamos arriba, tu mismo eres el que tienes que marcar el horario que más te convenga y puedes atender mejor tus obligaciones personales.
  • En muchos casos estas empresas te ofrecen formación y consultoria para que te conviertas en un buen vendedor.

De todos modos y como ya te hemos dicho, esto es solo la opinión de algunos expertos a los que este modelo de negocio les ha funcionado bien, pero también hay gente que ha sufrido terribles estafas, por lo que siempre que te ofrezcan un negocio de este tipo, intenta informarte primero de que empresa es, si ha tenido casos negativos, etc. Hoy en día con internet puedes encontrar información de todo tipo antes de embarcarte en un proyecto en el que puedas sentirte engañado.

También te invitamos a que nos cuentes más abajo tu experiencia con este tipo de empresas o que preguntes lo que quieras para ver si entre todos nos podemos ayudar.